print


TRADING EN LA ZONA (2). LA REGULARIDAD ES UN ESTADO DE ANIMO.MARK DOUGLAS

 

LA REGULARIDAD ES UN ESTADO DE ANIMO.

El imprescindible libro de Mark Douglas «TRADING EN LA ZONA» http://www.valor-editions.es/TRADING-EN-LA-ZONA.htm es una lectura obligada de todo trader que quiera conseguir cierta madurez y durabilidad en los mercados. Por ello me gustaría resumir la esencia de sus enseñanzas en varias entradas. Este resumen no sustituye la lectura del texto completo del libro, ya que su magnífico estilo, ameno y directo, aclara y da una mayor profundidad a las brillantes ideas de Douglas. Estas notas de resumen no son sino una recopilación para uso personal y recordatorio abreviado de las ideas principales del autor.

Aceptar el riesgo quiere decir aceptar las consecuencias de las operaciones sin malestar emocional ni miedo. Esto significa que debemos aprender a pensar el trading y nuestra relación con el mercado de tal manera que la posibilidad de equivocarnos, de perder, de dejar pasar una oportunidad o de dejar dinero sobre la mesa, no dispare nuestros mecanismos psicológicos de defensa y nos aleje del flujo de oportunidades. Dejar que el mercado evolucione y hacerlo de manera que estemos preparados para aprovechar todas las situaciones que definamos como oportunidades.

Cuando te mantienes preparado para aprovechar las oportunidades que te ofrece el mercado, no impones ningún límite ni expectativa al comportamiento del mercado. Te contentas totalmente con dejar hacer al mercado, haga este lo que haga. En el transcurso de su actividad, creará unas condiciones que vamos a percibir como oportunidades. Entonces actuaremos sobre esas oportunidades de la mejor manera que podamos, pero nuestro estado de ánimo no dependerá del comportamiento del mercado ni se verá afectado por él.

Si podemos aprender a encontrar un estado de ánimo en el que no nos dejemos afectar por el comportamiento del mercado, los conflictos cesarán. Cuando los conflictos internos cesan, todo resulta fácil. A partir de ese momento, podrá aprovechar plenamente toda su capacidad de análisis o de cualquier otro tipo, para hacer realidad finalmente todo nuestro potencial de trader.

En trading, el menor conflicto, la menor lucha o el mínimo temor nos alejarán del momento y del flujo y por lo tanto harán empeorar los resultados.

Es precisamente en eso en lo que los traders profesionales se distinguen realmente de la mayoría de los otros. Si uno acepta el riesgo como un profesional sabe hacerlo, no percibirá nada de lo que el mercado pueda hacer como una amenaza. Y si no hay amenaza, no ha nada que temer.

Si queremos operar como los profesionales, debemos ser capaces de ver el mercado desde un punto de vista objetivo, sin distorsión. Debemos ser capaces de actuar sin resistencia ni dudas, pero con la dosis apropiada de moderación para contrarrestar los efectos negativos de la euforia o del exceso de confianza. Debemos tener esencialmente el objetivo de crear un estado de ánimo único. Debemos redefinir nuestra relación con el mercado.


print